6/23/2016

 OFRECIDAS POR ENOC




En cualquier área del conocimiento humano una ley es aquello que no puede ser refutado porque es una verdad en sí misma. Por ejemplo: existe la ley de la gravedad, la cual es una ley porque está científicamente comprobado que existe, además es evidente porque estamos constantemente bajo su influencia continua.
Esta es solo una de las miles de leyes físicas que existen: el principio de inercia, las leyes de ebullición, los principios de la termodinámica, las leyes de la hidrodinámica, las leyes de la química....

Todo aquello que todavía no se sabe si es cierto o no y todo aquello que aun no está comprobado no es una ley sino un teoría, como por ejemplo, la teoría de la evolución.


Ahora bien, si en el mundo material y físico todo está gobernado maravillosamente por leyes que no cambian y que están continuamente funcionando. ¿No pasará lo mismo en el mundo mental o espiritual?, ¿o acaso solo en el mundo físico hay leyes que lo gobiernan?


 Los grandes filósofos, maestros, investigadores de la Metafísica han descubierto que en realidad nuestro mundo y todo el Universo está regido no solo por leyes físicas sino también por leyes Metafísicas. Estas leyes al igual que las físicas funcionan continuamente y en forma constante sin interrupción. Estas son leyes o principios Universales.

Los principios Universales en total son siete y controlan absolutamente todo lo que existe, incluso lo físico. 


Cada una de estas leyes funcionan separadamente y en conjunto con las otras. Donde termina una ley comienza la otra y de esta forma no hay absolutamente nada que pueda escapar de estas leyes. Todas estas leyes se entrechocan entre sí y forman una gran red que todo lo abarcan.
La veremos con más detalle a continuación.


LA LEY DE MENTALISMO
 “Todo es mente, el Universo es una creación mental”
Todo llegó a la existencia porque alguien antes tuvo que idearlo y crearlo. Antes que un edificio esté siquiera en un plano, primero existió en la mente del constructor, antes que el automóvil existiera ya era una realidad en la mente del primero que lo construyó. El universo antes de ser creado fue una idea del Creador que luego le dio forma. Por lo tanto la verdad es que TODO es mente. Todo está siempre primero en la mente de alguien para luego llegar a existir. Algo que nunca se pensó ni se ideó nunca llega a existir.

Esta ley también nos dice que el pensamiento crea, el pensar da forma, por lo tanto debemos tener cuidado con lo que pensemos ya que puede haber pensamientos positivos y negativos. Ambos tipos de pensamientos crean.

Los pensamientos positivos crean cosas positivas, crean seres de luz y ángeles.
Los pensamientos negativos crean egregores. Un egregor es un ente formado de pensamiento negativo que cada tanto regresa a quien lo originó.
 Volverá a nosotros mucho más fuerte que antes y mientras no hagamos nada para detenerlo seguirá así hasta que la persona ya no pueda resistirlo.Cuando alguien ya no puede resistirlo cae en depresión, en adicciones, en enfermedades de todo tipo, desordenes mentales y emocionales.
Al contrario cuando tenemos sentimientos de bondad y amor hacia el prójimo. Cuando nos llenamos de pensamientos positivos y tenemos sentimientos nobles, estos también se proyectan al exterior y se unen a otros pensamientos y emociones positivas. Cuando regresan a nosotros nos damos cuanta porque son esos momentos en los que no sabemos porqué pero nos sentimos bien, nos levantamos felices, estamos de buen humor, tenemos un golpe de suerte o algo positivo nos sucede.
LA LEY DE VIBRACIÓN
 “Nada está inmóvil, todo se mueve, todo vibra”
¿Qué diferencia hay entre una piedra y una hoja?
¿Cuál es la diferencia entre un pedazo de metal y un pedazo de tela?
Pensemos: la piedra, la hoja, el metal y la tela están hechos de materia. La materia es energía condensada, por lo tanto estas cuatro cosas está hechas todas de energía. Entonces si están hechas de lo mismo, ¿porqué son diferentes?
Pues bien la diferencia se debe a que cada uno de estos objetos posee una configuración atómica diferente que lo hace vibrar a diferentes velocidades, por eso es que son tan diferentes.
Todo está hecho de materia que a su vez está hecha de átomos que a su vez posee partículas subatómicas que giran dentro de un núcleo creando una vibración. Por lo tanto se puede decir que la piedra vibra porque sus átomos vibran.
Ahora bien debemos tener en cuenta que una piedra posee una data vibratoria menor a una hoja y debemos tener en cuenta que un pedazo de tela vibra mucho más velozmente que un pedazo de metal. Por lo tanto podemos saber que cuando la vibración es más baja, el objeto o cosa es más denso y cuando la vibración es mayor la cosa u objeto es más sutil.
De esta manera vemos que hay tres planos de existencia:
El plano físico o material es en el que estamos ahora, es el más denso de todos, tiene una vibración baja y por eso es mucho más denso que los otros planos.
El plano mental o metafísico 
posee una vibración muy alta. En este plano están todos nuestros pensamientos, egregores y entes de luz.
El plano espiritual 
es el más sutil de todos es de altísima vibración y es el lugar donde están todos los seres de luz.
 
 
LA LEY DE RITMO
“Todo fluye y refluye, todo tiene su periodo de avance y retroceso, Todo asciende y desciende. Todo se mueve como un péndulo. La medida de su movimiento hacia la izquierda es la misma que la de su movimiento hacia la derecha. El ritmo es su compensación”.

 Todo lo que nos rodea y el Universo en general está bajo esta ley.
El conocer esta ley nos ayuda a ver las cosas con otros ojos y cambiar nuestra perspectiva en cuanto a las cosas que suceden y que nos suceden.
La ley de Ritmo nos explica como, absolutamente nada, está inmóvil o estancado. Todo está en constante transformación y movimiento.
Por ejemplo: Algo muy fácil de notar es la diferencia entre el frío y el calor. En un periodo del año la temperatura puede subir (como en verano) pero luego irremediablemente comienza a descender (invierno).
Pero no queda ahí sino que luego del frío la temperatura comienza nuevamente su recorrido de vuelta hacia las temperaturas más altas.
Esto es algo que se seguirá repitiendo indefinidamente gracias a esta ley.
La ley del ritmo es una ley que nos habla de oscilación. El ritmo se manifiesta entre los dos polos de algo.
Es muy difícil que llegue hasta el extremo de un polo, pero la oscilación se efectúa hacia un polo y luego hacia el otro.
Gracias a esta ley podemos aprender que realmente nada es absoluto ni eterno, todo está en constante cambio y transformación.
La ley de Ritmo se puede ver en:Las estaciones del año,La vida humana (nacimiento, reproducción, muerte y nuevamente nacimiento),La vida de las estrellas,fases lunares,respiracion...
Obviamente la lista es infinita ya que TODO lo que existe está bajo esta ley. Simplemente pensemos en nuestra propia vida y en todo lo que nos ha pasado muchas veces y pensemos en cuantas veces pasamos por las mismas cosas o por los mismos estados de ánimo. Realmente esta ley está presente en todo.
Si estamos pasando por un mal momento es bueno reflexionar que es imposible que dure eternamente ya que por ley de Ritmo debe sucederle un periodo de bienestar.
LA LEY DE GENERACIÓN
 “Todo tiene su principio masculino y femenino”
Esta ley nos enseña como en el universo todo posee dos principios, el masculino y el femenino.
Todo posee estos dos principios:
Principio masculino: positivo, creativo, firme, inteligencia, yang
Principio femenino: negativo, receptivo, blando, amor, ying.
Estos dos principios nunca están solos sino que siempre están presentes en toda la creación. Los dos principios se entrelazan y forman un todo armónico.
La unión del ying y del yang forman el tao. La armonía perfecta.
Ejemplos:
Podemos ver estos principios en el átomo, donde encontramos funcionando el principio masculino-femenino como polo positivo (masculino) y polo negativo (femenino) o sea, electricidad positiva y negativa. El trabajo del polo positivo o masculino es atraer, estimular, sembrar, dirigir. El trabajo del polo negativo o femenino es recibir, germinar, reproducir, dar forma.
El átomo se compone de un núcleo o centro, considerado como parte positiva o masculina y está rodeado por cierto número de electrones que giran vertiginosamente a su alrededor, cargados con electricidad negativa o femenina. De todos modos cada principio no puede funcionar por sí solo, o sea que en la naturaleza los principios masculinos-femeninos se complementan.
En metafísica a Dios se lo considera con ambos principios por lo tanto en metafísica se habla siempre de Dios padre-madre. Dios padre es inteligencia, justicia, poder, mientras que Dios madre es misericordia, amor, creación. De esta unión con Dios padre y Dios madre o sea de la unión de los dos polos INTELIGENCIA-AMOR surge como producto toda la creación.
Como fuimos creados a imagen y semejanza de Dios también los seres humanos poseemos ambos principios. Todos poseemos poder, inteligencia, fuerza (principio masculino) y también poseemos amor, misericordia, imaginación (principio femenino).
LA LEY DE CORRESPONDENCIA
 “Como es arriba es abajo y como es abajo es arriba”.
Esta ley nos enseña como absolutamente todo posee una correspondencia Universal que todo lo unifica.
En el Universo conocido existen tres planos de consciencia ;
El plano Físico,El plano Mental y El plano Espiritual.

Entre estos diferentes planos en los que la vida se manifiesta existe siempre una correspondencia que los une. Obviamente esta correspondencia no está presente solo en los diferentes planos sino también dentro de un mismo plano en sus diferentes planos de evolución.
Por ejemplo:
En el plano físico hay infinidad de planos de evolución. Están las cosas inanimadas (minerales, piedras, agua, aire, etc.), los organismos unicelulares (virus, células en gral., etc.), insectos, animales y humanos.
Para ver como funciona esta ley podemos citar un ejemplo. En el plano más bajo de evolución física están las cosas inanimadas como por ejemplo el átomo. El átomo posee un núcleo que está rodeado por electrones, protones y neutrones que giran a su alrededor, luego están las células que están formadas de átomos. Las células también poseen un núcleo y a su alrededor posee varios elementos esenciales para la vida de la célula como: los centriolos, los aparatos de Golgi, las mitocondrias, los retículos endoplasmáticos, los ribosomas, etc. Luego están los insectos, animales y humanos los cuales están todos hechos de millones de células. A su vez los cuerpos de los animales o humanos tienen un ¨núcleo¨ (el cerebro) que controla y dirige todo el cuerpo y a su alrededor posee todos los demás órganos y sistemas que ayudan a que el organismo funcione y viva.

El planeta Tierra forma parte del sistema solar que posee un núcleo (el sol) y a su alrededor giran los demás planetas del sistema.
El sistema solar forma parte de una galaxia (La vía láctea) que a su vez posee un centro en el cual todas las millones de estrellas y planetas que hay en ella giran a su alrededor.
Podríamos seguir casi infinitamente en este viaje imaginario y pensar que con todo esto todavía estamos en el plano físico.
Al principio parecería que nada tiene que ver con nada. ¿Un átomo con un animal? Aparentemente no tenían nada que ver el uno con el otro, pero vemos que en el Universo en realidad nada es azaroso sino que hay un orden perfecto que el hombre no puede alterar.

Todo posee siempre un punto en común. Desde lo más insignificante como el átomo hasta lo más complejo como el ser humano siempre veremos una relación o correspondencia entre ellos.
Por eso el axioma “Como es abajo es arriba y como es arriba es abajo” significa que las cosas “inferiores” poseen algo en común con las superiores y viceversa.
LA LEY DE POLARIDAD
 “Todo es dual, todo tiene dos polos, todo posee su par de opuestos, los semejantes y los antagónicos son lo mismo. Los opuestos son idénticos en su naturaleza pero diferentes en grados. Los extremos se tocan”

 Esta ley nos enseña que nada en el Universo es absoluto sino que cada cosa que exista en él tendrá indefectiblemente su opuesto dentro de sí mismo.
Por ejemplo:
¿cuál es la diferencia más notable entre el día y la noche?

El día y la noche son opuestos. La luz y la obscuridad son opuestos sin embargo esta ley nos dice que en el Universo no existe nada que sea 100% algo, o sea, no existe el 100% luz ni el 100% obscuridad. La diferencia es la cantidad que hay de cada uno de estos elementos en una situación dada.
Durante el día hay mucha mayor cantidad de luz que de oscuridad pero la oscuridad sigue existiendo aún a plena luz del sol, en la sombra que proyectan los edificios, en las sombras de los árboles o hasta en la sombra que nosotros mismos proyectamos. También en los momentos en los que se nubla.

Durante la noche sucede lo contrario, hay mayor cantidad de obscuridad pero así y todo aún sigue existiendo la luz, en la luz que proyecta la luna, en la luz de las estrellas o hasta en la luz artificial que han creado los hombres. Obviamente la luz es mucho menor en cantidad que durante el día, pero aún así sigue existiendo.

Luego como ya se estudió por ley de RITMO el ciclo vuelve a comenzar una vez más y de la noche volvemos a pasar al día. Pero este cambio es SIEMPRE gradual lo que significa que no pasamos de la noche al día en cuestión de un segundo sino que la luz va apareciendo de apoco lo mismo que cuando anochece, el sol va cayendo despacio y la luz poco a poco va dejando espacio para la obscuridad.
Esto mismo sucede en todo ámbito y en todo lo que existe en el Universo.
No existe el frío absoluto ni el calor absoluto solo existe una diferencia de grados o cantidad de cada uno de ellos según el momento del día y la estación del año en la que estemos. Pero hasta en los días más calurosos existe en muy pequeñas cantidades el frío y en los días más fríos del año esta presente en la atmósfera el calor aunque en muy pequeñas cantidades. Esto es algo que hoy en día está científicamente comprobado. Basta con estudiar a la luz de la física el tema del frío y del calor.

LA LEY DE CAUSA Y EFECTO
 “Todo efecto tiene su causa y toda causa tiene su efecto”.

 Nada sucede por que sí, nada es por “casualidad” ya que no existe la ley de la casualidad sino más bien todo sucede por una razón, todo tiene un porqué y una explicación.

Es muy importante conocer y saber esta ley ya que nos permite entender muchas cosas e inclusive nos protege de muchas otras. Por ejemplo:
Nos ayuda a entender y saber que todo lo bueno y malo que nos pasa en nuestras vidas es debido a una causa que en la mayoría de las veces somos responsables de haberla creado. Por lo tanto no es justo ni verdadero culpar o otros de lo que nos pasa, no sirve de nada culpar a Dios por nuestras penurias y ni siquiera es útil decir que es solo mala suerte, tengamos en cuenta que la suerte en sí misma no existe. No existe la mala suerte ni tampoco la buena suerte.
 ¿ Qué es la Suerte?
 la Suerte no es otra cosa que una palabra que utilizamos cuando no sabemos con seguridad cual es el origen de algo. Cuando no sabemos cuál fue la causa que originó algo decimos que fue la suerte. La Suerte es la “Causa desconocida”. De todos modos es bonito desearle a otra persona Buena Suerte porque estamos anhelando que esa persona tenga éxito en lo que emprenda aunque no sepamos cuál va a ser la causa que dará forma a ese deseo.

El conocer esta ley también nos protege de nuestros actos ya que sabiendo que Toda causa tiene su efecto y que a su vez todo efecto tiene su causa, nos mantendrá alejado de querer hacer el mal al alguien o siquiera de desearle el mal a alguna persona. No olvidemos que a través de esta ley Todo lo que hagamos y pensemos va a tener un efecto en otras personas pero también en nosotros mismos. El daño que hagamos volverá a nosotros, el bien que hagamos también volverá a nosotros.

Por lo tanto no es Dios quien nos castiga sino nosotros mismos que al hacer las cosas mal nos colocamos bajo el poder irrevocable de las leyes divinas. Si se repasan todas las leyes que vimos hasta el momento se podrá apreciar que ninguna ley es buena o mala, en realidad son neutras y sus efectos dependerán en un cien por ciento de las acciones que nosotros tomemos en la vida de cada día.

Por eso no nos quejemos ni pensemos negativamente sino aprendamos de nuestros errores, veamos que es lo que no anda bien en nuestras vidas y tratemos de encontrar cual es el origen de esa situación, una vez encontrada, ¡Cambiémosla! para no caer de nuevo en el mismo error.
Fuente: Biolifestyle
La información de éste post sobre las leyes universales la he reducido personalmente dejando lo que he creido que era más interesante.GRACIAS


- Copyright © PLANETA OASIBETH - Skyblue - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -